KATARY UNA MUESTRA DE “ECOTURISMO” SUSTENTABLE.

Categoría: Marquelia
Escrito por Andrés Arias Jurado/Director

 

Marquelia, Gro.- La célula eco-turística de Katary te da la bienvenida en su casa de playa con un vistoso letrero pintado a mano sobre la costilla de una palmera, es un rincón agradable situado en la sección más tranquila de las playas de Marquelia mismas que están situadas en la hermosa bahía de Agua Dulce, sin duda la ensenada más grande de la región Costa Chica.

Katary es un conjunto de cabañas que recientemente fueron renovadas por la familia Nolasco Ortega, pero lo mejor de todo esto es que lo hicieron reciclando 11 mil 555 botellas de PET de 1.75 mililitros y de un litro para construir las paredes.

¿Como lo hicieron?... Retomando lo que antiguamente hacían los afrodescendientes e indígenas de la Costa Chica, quienes desde tiempos lejanos construían sus casas, a las que les llamaban “redondos” o cabañas de bajareque.

Para ello, Hermes Nolasco Ortega quien además de ser un vigilante de la conservación de especies protegidas como la tortuga Golfina y Laúd, se dio a la tarea de recolectar durante años todo el PET que llegaba al litoral de estas playas, después consiguió tierra roja, ideal para el repujado de las paredes, un poco de madera y cuando tenía todo listo comenzó a renovar Katary.

Con una terrible nostalgia derribó los primeros redondos que había construido hace 15 años, y así en enero del 2017, con la ayuda de familiares y de amigos dio el inició a un proceso que para algunas parecía imposible de realizar al utilizar botellas para edificar cabañas de dos niveles; de entre sus amigos destacó la ayuda de Martín, Juan y Ariel quienes vinieron desde de la provincia de Mendoza que  está ubicada en la llanura al este de la cordillera de los Andes, en Argentina; y aunque solo  estuvieron dos semanas aportaron muchas ideas que pusieron en práctica, pues los argentinos ya llevan tiempo realizando este tipo de construcciones ecologistas.

Para el 12 de diciembre del 2017 Katary ya estaba lista para recibir a los turistas que gustan de la tranquilidad y el buen trato que siempre le han brindado a quienes los visitan.

Hermes Nolasco comentó que años atrás recibían mucho turismo extranjero, sobre todo europeos, pero que esto definitivamente cambió y ahora los turistas que frecuentemente acuden Katary vienen desde los municipios cercanos, vienen a disfrutar de la tranquilidad y de la buena vibra de este destino de playa.

Sin embargo y a pesar de todos sus esfuerzos para tener un lugar agradable con instalaciones apropiadas, ellos tienen que limpiar su franja de playa, pero que desafortunadamente ante la falta de una promoción adecuada, se han visto rezagados en cuanto a infraestructura para atraer a más turistas, lo que es una lástima, pues destacó que la bahía de Agua Dulce tiene todo para convertirse en un corredor turístico como los que existen en Oaxaca, Cancún, Playa del Carmen o Nayarit.

A pesar de ello, los turistas que visitan estos lugares se van contentos por el buen trato que reciben y por los precios justos que aquí les cobran, siempre regresan y recomiendan lugares como Katary o la célula ecoturística de Chambaleke o El Garapacho, para venir a disfrutar de la naturaleza.

¡Enhorabuena, Katary yo también los recomiendo!!!